LEYENDA DE LA VIUDITA

Una de las versiones de esta hermosa leyenda argentina cuenta que una pareja de enamorados Felisa y Servando, de diferente condición social, huyeron un día por no permitírseles contraer matrimonio. Pero las necesidades llegaron con el tiempo y Servando se tuvo que alejar en busca de trabajo. La ausencia fue larga, y salió la joven a buscar a su amado pero no lo halló jamás. Apiadado Dios de ella, la transformó en un pajarito blanco, simbolizando en ese color la virtud, ya que Felisa supo resistir el asedio de no pocos gauchos de la comarca, y en torno de su garganta el dolor tiñó de negro sus plumas...