Veleta

 

¿Qué es?

La veleta es una herramienta para medir la dirección del viento. Probablemente  fue uno de los primeros instrumentos meteorológicos que se usó.

Historia

Durante muchos siglos, las veletas, han recorrido infinidad de viajes y han decorado las cimas de edificaciones de muchos países. Antiguamente, los banderines de tejido les mostraban la dirección del viento a los arqueros, tiempo después, las banderas de tela fueron reemplazadas por elementos de metal decorado, con la insignia o escudo de armas del Señor o Noble, y fueron equilibradas para moverse con el viento.

El vocablo "veleta" realmente proviene de la palabra anglosajona "fané" y significa "bandera".

La veleta de tiempo más antigua documentada honró al dios griego Tritón, y adornó la Torre de los Vientos en Atenas, fue construida por el astrónomo Andronicus durante el año 48 A.C. Esta figura, que se cree ha sido de 4 a 8 pies, tenía la cabeza y el torso de un hombre y la cola de un pez.

En Grecia y en Roma pre-cristiana, las veletas de tiempo aludían a los dioses Bóreas, Aeolus, Hermes y Mercurio y decoraban las villas de hacendados adinerados.

Normalmente se usaron en las naves Vikingas representando a un animal o criatura de la fábula Noruega, y también fueron populares en iglesias Escandinavas. Estas veletas de tiempo pueden verse incluso hoy en Suecia y Noruega. 

En el siglo IX D.C., el Papa decretó que se debía exhibir a un gallo en el domo o aguja de las iglesias Europeas, como un recordatorio de la profecía de Jesús que dijo "que el gallo no cantaría, la mañana después de la Última Cena, hasta que el discípulo Pedro negara que le conocía, tres veces" (Lucas v22 al 34). Debido a esta historia, "las veletas de gallos" han cubierto las agujas de las iglesias durante siglos, tanto en Europa como en América. Probablemente estos estandartes que adornaron las torres medievales en Bretaña, Normandía y Alemania son los precursores a nuestras veletas de tiempo modernas.  

En la actualidad se fabrican veletas que varían según sus materiales y sus formas adaptándose al estilo arquitectónico del lugar de implantación. Desde la tradicional veleta en volumen, realizada en cobre o bronce martillado, hasta la veleta de silueta, se muestran figuras que intentan representar el espíritu del lugar donde se colocan, llegándose a mostrar figuras de animales, escenas deportivas o figuras de índole comercial como escudos o emblemas.

¿Cómo es? y ¿Cómo se usa?

Para determinar la dirección del viento, la veleta gira y apunta la dirección desde la que viene el viento y generalmente tiene dos partes o extremos: uno que tiene un forma de flecha y que voltea hacia el viento y otro extremo que es más ancho para que atrape la brisa. La flecha apuntara hacia la dirección  desde la que sopla  el viento, así que si esta apuntado hacia el este, significa que viene del este. Además, la dirección del viento es desde  donde sopla el viento. Para usar una veleta, se debe saber donde están los puntos cardinales.

Tipos de veletas

En la fabricación actual de veletas se trata de lograr un producto totalmente artesanal, robusto y con el espíritu de la vieja herrería donde no se ahorraba ni trabajo ni material, ya que se pensaba en un elemento eterno que no fuera necesario realizar mantenimiento. Las  VELETAS DE SILUETA son íntegramente realizadas en hierro macizo con silueta de chapa. Aunque también encontramos figuras de fabricación estándar, a pedido, las siluetas pueden tener forma de caballo, bruja, carrito,  ya que se trata de realizar una veleta que satisfaga en su totalidad y que sea totalmente representativa de la vivienda o institución a la que va a ser parte. Las veletas se eligen de acuerdo al color del lugar donde se vayan a colocar para lograr siempre un contraste notable con el exterior y el cielo, se construyen con la cruceta articulada (para mejorar el transporte) remachada en hierro y con distintos tipos de fijación, adaptándose a las exigencias de distintos montajes.

Construcción

Materiales:

- 1 etiqueta de cartón o una carpeta de papel manila.

- 1 alfiler

- tijeras

- gomas

- un lápiz que tenga el borrador nuevo

- un sorbete plástico

- plastilina

- un plato de papel

- brújula

Procedimiento

Cortar un punta de flechas de aproximadamente 4-5 cm de largo.

Cortar una cola para la flecha de aproximadamente 7-8 cm de largo.

Realizar cortes de 1  cm en los extremos de cada sorbete.

Meter la punta y la cola de la  flecha en los cortes que se hicieron en el sorbete.

Colocar un alfiler  que atraviese el sorbete por la mitad; meter el extremo que sobre sale en el borrador del lápiz.

Colocar la punta del lápiz  en una base de plastilina.

Marcar las palabras norte, sur, este y oeste  en el plato de papel.

Colocar la base de plastilina en el plato de papel.

Probar la veleta: soplar la veleta y asegurarse de que la flecha gire libremente.  

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Correo Electrónico // Mapa del sitio // Agradecimientos // Glosario // Fuentes

Principal