Virreinato del Río de La Plata

 

El virreinato del Río de la Plata, del que Pedro de Cevallos, Cortés y Calderón fue el primer virrey, se constituyó a través de la Real Cédula del 1° de agosto de 1776, debido a la necesidad de defender esta provincia de los ataques de los portugueses que habían fundado Colonia en la Banda Oriental del Plata, territorio español.

Comprendía aproximadamente los territorios actuales de Argentina, Paraguay, Uruguay, en aquel entonces denominada Banda Oriental, gran parte del Alto Perú (actual Bolivia), más una parte del actual estado brasileño de Río Grande.
Cevallos además de realizar la campaña militar desalojando a los portugueses de la zona, habilita el puerto para el comercio libre; asegura las comunicaciones entre Buenos Aires y las provincias de Cuyo y autoriza el comercio de esclavos negros.
Juan José de Vértiz y Salcedo. (1778-1784) promueve la instalación de una casa cuna, el hospital de expósitos, alumbrado de las calles, apertura de la Alameda, primer paseo público de la ciudad.
En 1778 se aprobó la práctica del libre comercio, a consecuencia de la cual el puerto de Buenos Aires prosperó rápidamente.

Mapa del Virreinato del Río de la Plata

 

Mapa de los territorios que ocupaba el Virreinato del Río de la Plata; hoy comprende grandes áreas de Argentina, Chile, Bolivia, Paraguay y Uruguay

 

El creciente tráfico comercial entre la metrópoli y la colonia posibilitó el desarrollo del aparato administrativo y favoreció la emigración desde España.
Dado el aumento del tráfico comercial se creó en 1778 la aduana la cual recogía los frutos del comercio naciente. Ello dio origen a la formación de una clase mercantil vinculada a los comerciantes peninsulares y a los grandes centros productivos europeos, fundamentalmente Inglaterra.
Por ende, se crearon dos tipo de comerciantes los que se beneficiaban del antiguo monopolio (en contra de las nuevas medidas) y los que usufructuaban el nuevo comercio.

Al final del siglo XVIII la población era de 170.000 habitantes y se exportaban cueros, carne salada, lanas, plumas, etc.
El territorio fue dividido en 1782 en ocho gobiernos intendencias que debían llevar el nombre de su capital. Esta división fue posteriormente modificada dando lugar a Córdoba del Tucumán "debiendo en consecuencia quedar por residencia y capital del nuevo gobierno la ciudad de Córdoba del Tucumán, y comprender, además, las de Mendoza, San Juan del Pico, San Luis de Loyola y Rioja, con sus respectivos distritos". Su primer Intendente Gobernador fue el Marqués Rafael de Sobre Monte.

Línea de fortines

La frontera sur. Línea de fortines para prevenir el ataque del malón. Muchos de estos dieron origen a poblaciones en el territorio argentino

Los sucesores de Vértiz no brillaron tanto, veamos una síntesis:

Nicolás del Campo, Marqués de Loreto (1784-1789). Perfecciona iniciativas de su antecesor. Fomenta el cultivo del trigo y se exporta harina a La Habana. Combate el contrabando. Se crea la intendencia de Puno. Política de penetración pacífica con los indios.
Nicolás de Arredondo (1789-1795). Reglamentación del comercio de cueros. Licencia de autorización de la importación de negros a cambio de cueros vacunos. Instalación del Consulado de Buenos Aires. Prohibición de libros franceses.

Nota del Virrey Pedro Melo de Portugal

Pedro Melo de Portugal y Villena (1795-1797). Reglamenta el abasto de agua a la población. Desarrollo del comercio de carne y harina con La Habana. Empedrado de las calles.
Antonio de Olaguer Feliu (1797-1799). Autoriza el comercio en el puerto de Buenos Aires a buques extranjeros y neutrales, pero combate el comercio ilícito. Toma medidas preventivas contra los efectos del clima revolucionario expandido a consecuencia de la revolución francesa.
Gabriel de Avilés y del Fierro (1799-1800). Suspende las encomiendas entre los guaraníes, otorgando la libertad individual y entregándoles la propiedad privada de la tierra. Reformas en materia cultural: publicación del Telégrafo mercantil, inauguración de la escuela de náutica.

 

El Virrey Pedro Melo de Portugal al Cabildo de San Luis al asumir su cargo en 1795

 

Joaquín del Pino y Rozas (1800-1804). Ordena el abastecimiento alimenticio de la población, estableciendo un mercado único. Prohíbe el comercio de negros y de cueros en buques extranjeros. Incrementa la construcción de barcos en Corrientes y Asunción. Controla la entrada de extranjeros, sospechosos de alentar las ideas independentistas.

A su muerte se hizo cargo del gobierno político y militar la Real Audiencia de Buenos Aires quien nombra interinamente, de acuerdo al pliego de providencia a Rafael de Sobre Monte. Éste fue confirmado luego desde España.
Rafael Sobre Monte, Marqués de Sobre Monte (1804-1807). Introducción de la vacuna y extensión del virreinato. Durante su gestión se producen las invasiones inglesas.

Santiago de Liniers (1807-1809). Héroe de la reconquista de Buenos Aires en 1806. Ruptura del cabildo de Montevideo con el virrey. Es destituido al ser acusado de deslealtad y adhesión a los franceses.
La Junta Central de Sevilla designa nuevo virrey: Baltasar Hidalgo de Cisneros y Latorre (1809-1810). Gran penuria financiera por la lucha contra los ingleses. Suprime las trabas administrativas del comercio y abre el puerto al intercambio con el extranjero. Hizo que retornen los reportados a Patagones por lo que el enfrentamiento con lo criollos era inevitable: en mayo de 1810 es obligado a delegar el mando en la Junta provisional.

 

bar09_white.gif
Navegación

Inicio / Introducción / Sobre Monte / El Virreinato del Río de la Plata
Invasiones Inglesas:: 1º Invasión / Reconquista / 2º Invasión / Destitución
Las fundaciones : Merlo / La Carlota / La Carolina / Río IV / San Rafael / Otras
Actividades / English Syntesis / Fuentes / Enlaces
Actualizaciones / Bitácora / Autores / Mapa del sitio

© Grupo Sobre Monte
Colegio Nº 9 Domingo Faustino Sarmiento
San Luis - Argentina
Realizado entre Agosto y Diciembre de 2003
Contacto: cjvera@educ.ar