Charango

 

Es un instrumento de cuerda que posee una caja y un mango. La caja está constituida por una caparazón de armadillo sobre el cual se adhiere una tapa armónica en forma de 8, con un oído central. El mango de madera se halla pegado por un  extremo a la caja y en otro se encuentre el clavijero desde donde parten cinco pares de cuerdas que originalmente eran de tripa, pero hoy son metálicas o de nylon.
El charango está construido con la caparazón de un quirquincho, animalito perteneciente a la especie de armadillos, muy abundante en Bolivia y en el norte argentino. También se los construye en madera laminada, en madera labrada donde los artesanos muestran una gran habilidad artística al logra lograr filigranas en toda la parte propicia del charango.

En la historia se puede encontrar charangos hechos de caramoñas, calabaza hueca (poros) e incluso charangos construidos con el cuero del cóndor, actualmente se los construye con material sintético.

Su denominación corresponde a la lengua Quechua dar al pequeño Cordófono el nominativo de Charango, palabra que posiblemente deriva del chajhucu, que quiere decir “alegre”, “bullanguero”, “hablador” y de Charanga -del latín changere-, que significa lo mismo. La voz “chajhuncu”, llamado más tarde -chajhuanco-, con el correr del tiempo del tiempo se transformó en Charango.  
En crónicas peruanas aparecen con el nombre de “kirkincho” y en Bolivia existe un pequeño charango que se le asigna en nombre de “Maulincho”.
En nuestro país es muy conocido en el noroeste.
Su carácter festivo y alegre hace que sea empleado para el acompañamiento musical de danza y canciones, conjuntamente con otros instrumento (guitarra, quena, siku, bombo, etc.), otras veces lleva voz cantante a través de punteo y ricos arpegios. A pesar de su reducido tamaño el charango tiene un sonido muy especial que le imprime gran fuerza musical.
El ejecutante sostiene el instrumento contra el pecho, para su ejecución exige una gran habilidad en el uso de la muñeca derecha y puede expresarse en forma de rasgueados y punteos. Es necesario evitar los rasguidos con técnicas guitarrísticas, ya que el charango tiene un toque muy especial, totalmente diferente a la guitarra. 
Su clasificación es cordófono compuesto.
 


En la foto puede apreciarse en detalle
la cabeza de la mulita

Zoología y Charangos

Mamífero desdentado del género Dasypus, originario de las pampas sudamericanas, minúsculo descendiente del gliptodonte pleistocénico, veloz corredor y excavador  de intrincadas galerías que le sirven de habitación y refugio. Se alimenta de granos, carnes, y legumbres frescas o corrompidas.
Su extraño carapacho, le proporciona protección y temible aspecto. También se lo denomina: armadillo, quirquincho, bolita, pichiciego, tatú-mulita o simplemente mulita.